fbpx

La Juventud Radical promueve el uso de la copa menstrual

La Juventud Radical promueve el uso de la copa menstrual
A través de la presentación de un proyecto de ordenanza en el Concejo Deliberante, buscan que se incluya su promoción en los programas de salud y medioambiente municipales.

Bajo el argumento de que la copa menstrual tiene varios beneficios para las mujeres ya que es hipoalergénica y es una opción segura y amigable con el planeta, la Juventud Radical presentó un proyecto de ordenanza en el HCD con el objetivo de promocionar el uso de la misma en los programas de la Dirección de Medio Ambiente y la Secretaría de Salud Municipal.

En este sentido, solicitan que “se incluya su promoción y que se realicen charlas informativas sobre su uso en los CAPS de la ciudad cabecera y localidades del interior”.

Por un lado, se remarca que “tanto las toallitas higiénicas femeninas y tampones están compuestos de diferentes tipos de materiales o químicos altamente tóxicos, tales como asbesto, dioxina, rayón, poliacrilato y glifosato, y que esas sustancias químicas al estar en contacto con el torrente sanguíneo de la mujer llegan a órganos delicados causando daños irreparables y pueden causar erupciones e irritaciones, endometriosis, infecciones en las vías urinarias y presencia de hongos y enfermedades como el Síndrome del SHOCK TÓXICO SST y Cáncer”.

Por el otro, se hace hincapié que “el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) ha señalado que, en los estratos socioeconómicos más bajos, la menstruación tiene vinculación directa con el ausentismo y la deserción escolar”.

Como así también hacen énfasis en el daño medioambiental que los tampones y toallitas femeninas traen aparejados, “porque este tipo de residuos tardan entre 500 y 800 años en degradarse, más aun teniendo en cuenta que reducir el consumo de plásticos de un solo uso es parte de las acciones establecidas dentro de los ODS 2030, ya que esta temática es considerada una problemática global y muy compleja de abordar, por lo que se debe propender a disminuir su producción y consumo, promover su reemplazo por materiales biodegradables y manejar adecuadamente sus residuos, optando por su reutilización y reciclaje”.

Por estos motivos, se promueve el uso de la Copita Menstrual ya que “tiene varios beneficios para las mujeres ya que es hipoalergénica y es una opción segura y amigable con el planeta, dado a que es una alternativa 100% sustentable, ya que es un dispositivo reutilizable, porque la misma está compuesta solo por silicona y no deja residuos desechables”.

En este sentido, argumentan que “la Copita Menstrual tiene un costo de $1300 y una durabilidad de entre 5 y 10 años, y que el reemplazo de toallitas higiénicas femeninas y tampones, considerados plásticos de un solo uso, por la Copa de silicona favorece la salud de las mujeres, el cuidado del medio ambiente y reduce la carga económica”.