fbpx

FIRMAN CONVENIO
Firma de convenio con Aapresid para lograr la certificación de Chivilcoy como Municipio Verde

El intendente Guillermo Britos firmó un convenio con el presidente de Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa (Aapresid), Alejandro Petek, con el objetivo de lograr la certificación de Chivilcoy como Municipio Verde, buscando garantizar que se respeten las buenas prácticas agrícolas en la zona periurbana.

De esta forma, Chivilcoy sella su compromiso con Municipio Verde (MV) y la gestión sustentable de la agricultura en áreas periurbanas, bajo auditorias de seguimiento por parte de IRAM (Instituto Argentino de Normalización y Certificación).
En este marco, el jefe comunal expuso: “Le agradezco a Aapresid, y a AIACA que nos acompañan, por la firma de este convenio que permitirá que Chivilcoy se transforme en un municipio verde, con prácticas sustentables”.
“Es un extraordinario proyecto que vamos a poder llevar adelante en Chivilcoy. Es una gran alegría porque somos de los primeros municipios en dar este paso”, remarcó.

Por su parte, Alejandro Petek expresó: “Los felicitamos porque están en la vanguardia. Se trata de un convenio de diálogo entre las distintas partes, que permite que en las zonas periurbanas se realicen las prácticas agrícolas bajo un protocolo específico que se acordará entre los diferentes actores, certificado por IRAM”.

“Debe representar un orgullo para toda la comunidad que den este paso, en un tema que es motivo de preocupación para todos”, agregó.

Cabe remarcar que tal como indican desde Aapresid, Municipio Verde es la herramienta de Aapresid para lograr mayor transparencia en los procesos y actividades agropecuarias en zonas periurbanas. MV trabaja sobre los recursos naturales y el cuidado de la población, garantizando la mejora y seguimiento de los procesos y los vínculos entre las personas.

Se basa en un sistema de gestión para las aplicaciones periurbanas en el que intervienen el municipio o comuna y los productores. Los productores ponen en marcha el circuito dando aviso al municipio de la necesidad de realizar una aplicación en un lote periurbano. La misma debe estar fundamentada en un monitoreo previo de la plaga en cuestión y avalada por una receta de aplicación elaborada por un profesional del agro.

El municipio valida que la solicitud cumpla con los requisitos que establece la legislación vigente y autoriza a un verificador que constate la aplicación a campo. El verificador estará presente en lote al momento de aplicar para garantizar el adecuado estado y habilitación de la maquinaria, el uso de elementos de protección personal por parte de los operarios y las condiciones ambientales: temperatura, viento, etc.

Todas las etapas y actores quedan registrados a fin de transparentar el proceso”.